EDICIÓN 24: Agosto - Octubre '07

FENG SHUI (1): UTILIZAR EL PODER DE LA VIDA











A veces no te sientes a gusto en un piso, sin saber por qué. Al observar más de cerca puede resultar obvio: una mesa angular que domina la estancia, plantas que cuelgan, muebles sofocantes que no pegan unos con otros. A veces la impresión es más clara: una habitación soleada y ordenada invita más que un cuchitril abarrotado. Sea como sea, el lugar donde pasamos nuestro tiempo influencia nuestro bienestar. Esta es la idea fundamental del Feng Shui, las enseñanzas chinas sobre la vida en armonía con el entorno.










El Feng Shui va áun más allá: las enseñanzas afirman que la elección y el diseño de un hogar afectan a muchas áreas de la vida, incluso a las relaciones, el éxito y la salud. Esto es aplicable a casas, jardines y oficinas: quien disfruta al sentarse en su oficina obtiene mejores resultados. En Asia, el Feng Shui es parte de la vida diaria. Tanto promotores de viviendas como gente de negocios consultan a los maestros del Feng Shui antes de construir o diseñar una sala. En el mundo occidental esto está sucediendo también cada vez más.

El ‘regusto’ esotérico despista: el Feng Shui es una ciencia milenaria. Su nombre (“Viento y Agua”) clarifica cómo a los humanos nos da forma nuestro entorno, y cómo en todo hay una fuente de energía. El Feng Shui clásico se basa en numerosos sistemas filosóficos y requiere un intenso estudio, que puede durar 30 años. Por ello, a menudo se practica el “Neo Feng Shui”, una versión más diluida de las enseñanzas originales. A pesar de ello puede funcionar muy bien.



El Hogar como Reflejo de la Personalidad












El método Bagua es particularmente popular en occidente. Se coloca una cuadrícula con nueve cuadros sobre la distribución de la propiedad. Estos cuadros representan diferentes áreas de la vida, como la familia, la prosperidad o las relaciones. La cuadrícula se aplica a toda la casa y después a cada estancia. Siempre se coloca para que la línea inferior coincida con la pared donde se encuentra la puerta de entrada. Si el área correspondiente a la ‘carrera profesional’ está llena de trastos, puede que el que allí vive esté teniendo problemas para prosperar.














Un cactus en el área de las relaciones habla por sí mismo. Tomando medidas específicas las áreas pueden ser influenciadas positivamente. Los espejos, los cristales y los puntos de luz adicionales se utilizan como estimuladores. Los objetos con carácter simbólico son ideales: delfines en el área de las relaciones, fuentes en el rincón de la prosperidad, o fotos de valor personal.

















Cualquier cosa que agrade está permitida. En el Feng Shui, el hogar es el espejo de la personalidad. No tiene sentido comprar todo el contenido de una tienda holística si no se tiene ninguna relación con los cristales y las figuras de Buda.









Se puede practicar Feng Shui con el arte moderno, los muebles sencillos o las antigüedades. Se trata de poner atención a tus cuatro paredes – y con ello a tu vida. Cada mueble y cada objeto deberían no sólo cumplir su propósito, sino también satisfacer una necesidad estética. A quien le gusten los ambientes cálidos y acogedores no debería rodearse de diseños minimalistas.

Si falta un área entera de la cuadrícula Bagua, porque la distribución de la planta no es cuadrada sino irregular, esto puede tener efectos negativos en las respectivas áreas de la vida. Si falta el área de las relaciones en un lugar, la pareja que viva allí puede tener problemas para sincronizar sus vidas. En tal caso ayudaría un "dinamizador" como por ejemplo un espejo, que trae profundidad. Si una parte del piso sobresale, significa una extensión de ese área de la vida. Esto es beneficioso.

Es importante incluso el Feng Shui “occidental”. Para sentirse cómodos también necesitamos orden y limpieza. Y libertad de movimientos. Los muebles no deberían estorbar. Trastos viejos que nadie necesita pueden ser una carga. Esto también es así con las esquinas afiladas de mesas o estanterías. Merece la pena consultar un libro serio y ‘ordenar’ un poco tu vida. El efecto secundario plancentero: un lugar del que poder estar orgulloso.

















...próximamente...

- Parte 2 (Ibicasa octubre '07):
Las medidas del Feng Shui al construir

- Parte 3 (Ibicasa diciembre '07):
Feng Shui en el Jardín








Imágenes del artículo