EDICIÓN 80: Diciembre - Febrero 2017

Crea una vida sana

Se oye hablar mucho últimamente de la vida sana, pero ¿qué significa eso en realidad? En general, una persona sana no fuma, se mantiene en forma con ejercicio diario y come bien. Suena sencillo, y la clave para desarrollar estos buenos hábitos es empezar haciendo pequeños cambios... paso a paso... añadiendo más frutas y verduras a tu dieta, tomándote un vaso más de agua al día... haciendo un poco de yoga por la mañana... Estas son algunas de las formas en las que puedes mejorar tu salud sin necesidad de hacer cambios drásticos.
 
Uno de los mayores retos para la mayoría de la gente es empezar a realizar un programa de ejercicio diario. Sabemos que es bueno hacerlo, pero lo evitamos porque nos tememos que el ejercicio deba ser vigoroso para merecer la pena. Lo cierto es que cualquier movimiento es bueno para ti. Por supuesto que cuanto más hagas, más sano estarás, pero incluso actividades moderadas como la jardinería o el paseo pueden aportarte estos beneficios:
 
·       Reducir el riesgo de enfermedades cardíacas, derrames y diabetes mejorar la estabilidad de las articulaciones y el rango de movimientos
·       Subir el ánimo
·       Realzar la autoestima
·       Reducir el estrés

Imágenes del artículo