EDICIÓN 50: Diciembre - Febrero 2012

ENTREVISTA CON LOS REYES MAGOS

Texto: Helen Howard












IbiCASA lleva ya años intentando conseguir una entrevista en exclusiva con los Reyes Magos. ¡Y por fin se nos ha concedido el deseo!
 
Bajo condiciones de extremo secretismo, nuestra reportera ha podido encontrarse con los tres sabios de Oriente mientras se preparan para su viaje hasta Ibiza en un barco cargado hasta los topes. Los Reyes Magos están muy emocionados, porque este año han decidido traer regalos invisibles además de los tradicionales dulces y presentes.
 
IbiCASA: ¡Regalos invisibles! ¿Qué pueden ser?
 
Melchor: Yo traeré Corazones de Oro. En estos tiempos de cambio, los corazones de la gente pueden encontrarse agitados o inquietos. Por ejemplo, muchos niños y niñas hoy en día se preocupan de que otros se rían de ellos por no llevar la ropa de última moda, o sienten que no pueden ser felices sin el último juego para la consola. Y muchos padres se inquietan también – pensando que deben proveer a sus hijos con estas cosas, aún sin tener mucho dinero. Cuando yo era niño, hace más de dos mil años, lo pasábamos muy bien sin todos esos cachivaches de plástico, porque sabíamos que el amor es lo más importante que se puede tener. Así que, cuando desembarquemos, estaré tirando al aire Corazones de Oro invisibles para todo el que quiera atrapar uno.
 
IbiCASA: Gracias, Melchor, qué hermosa idea. Y Gaspar, ¿cuáles serán tus regalos invisibles?
 
Gaspar: Antes de contestarte necesito preguntarte algo: ¿qué crees que es más valioso: tres deliciosos chocolates que te encantan de verdad, o diez deliciosos chocolates que no te gustan nada?
 
IbiCASA: Bueno, los tres deliciosos chocolates que me gustan, claro.
 
Gaspar: Exactamente, querida amiga… y por eso mi regalo invisible será “Corazones de Aprecio”. Muchos no nos damos cuenta de cuántas cosas estupendas tenemos ya en nuestras vidas, porque olvidamos apreciarlas. A menudo nos pasamos el tiempo pensando en todo lo que aún deseamos, o todas las cosas con las que no estamos conformes... Así que, cada día, yo me paso cinco minutos pensando en todas las cosas que sí aprecio... pueden ser mi familia o amigos, o un cuento que me gusta, o un día en la playa... podría ser cualquier cosa. Así que cuando me baje del barco, lanzaré Corazones de Aprecio para todo el que quiera atrapar uno.
 
IbiCASA: Gracias, Gaspar. Y Baltasar, ¿qué regalos invisibles nos traerás tú?
 
Baltasar: Yo traeré el Corazón de la Naturaleza.
 
IbiCASA: Eso suena enorme – ¿cómo podrás meterlo en el barco?
 
Baltasar: Es enorme, sí, porque la naturaleza está en todo lo que nos rodea. Está en el aire que respiramos, la comida deliciosa que disfrutamos... Está en el cielo, en el sol, la luna y las estrellas. De hecho, está en todo lo que es realmente precioso y hermoso, incluidos nosotros. Pero a pesar de ser tan grande, puede caber dentro de un pequeño corazón invisible. Así que, cuando desembarquemos, lanzaré Corazones de la Naturaleza para todo el quiera atrapar uno.
 
IbiCASA: Gracias, Baltasar... Ahora, tengo una pregunta muy importante para todos vosotros: ¿cómo podrá la gente atrapar esos corazones, si son invisibles?
 
Melchor: Eso es fácil: sólo puedes atrapar un corazón con un corazón – así que sólo tienes que desear con todo tu corazón recibirlos, y así será. Aunque no puedas estar ahí cuando desembarquemos, los corazones invisibles volarán hasta ti allá donde estés, y no sólo para los niños y niñas, sino también para las mamás y los papás y todos los demás adultos. Ni siquiera importa en qué día lo hagas, cualquier día sirve.
 
IbiCASA: ¡Gracias a todos! ¡Realmente sois los hombres más sabios con quienes he hablado en mucho tiempo!

Imágenes del artículo